viernes, 28 de mayo de 2010

Sil

Mi otra mitad, mi hermana del alma, mi amante de otras mil vidas, mi puñado de piedras para los días de huracanes, el sol de mi luna, está volando hacia acá. Y mientras cruza el charco, a mí, se me pone la carne de gallina, y se me disparan las ganas y las intenciones de hacer otras mil millones de cosas que se sumen a los mil millones de cosas que llevamos haciendo desde que un día me metí en una conversación que no era mía. Y lo mejor de todo es que con Sil llega Lara. Y donde antes eramos dos, ahora seremos cuatro, y todo será más divertido, más amplio, más lleno de risas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada